Detienen a siete miembros del PCC y confiscan un importante arsenal

44

 

Siete ciudadanos brasileños fueron detenidos ayer de mañana en un operativo fiscal-policial en Pedro Juan Caballero. Estos son considerados poderosos narcotraficantes de la frontera entre Paraguay y Brasil. Además, del lugar se incautaron armas de fuego de diferentes calibres, municiones y panes de marihuana.

El procedimiento estuvo dirigido por la agente fiscal de Asunción, Alicia Sapriza, quien a su vez contó con el acompañamiento de agentes policiales de la Unidad Especial de Inteligencia Sensible Antinárcoticos y Hechos Punibles Conexos (SIU), la Dirección contra Hechos Punibles Económicos y Financieros, y las Fuerzas de Operaciones Policiales Especiales (FOPE).

El fiscal Antidrogas, Hugo Volpe, quien atiende el caso, mencionó que todos los detenidos serían integrantes del Primer Comando Da Capital (PCC) y que tras su arresto se analizará la posibilidad de expulsarlos al vecino país.

Dos de los detenidos fueron identificados como Marcelo Ferrucci Dos Santos (41), de nacionalidad brasileña y que además cuenta con orden de captura pendiente en el Brasil por tráfico de drogas, y Kevin Alexandre de Oliveira Shimabukuro (19). Ambos son considerados dos fuertes traficantes de la frontera en el norte de nuestro territorio.

De la misma forma fueron aprehendidas otras cinco personas identificadas como Dreissi Davanco Leal Pereira, Andreia Eleias De Sousa, Francia Le Sobares De Oliveira, Nelson Simoes Goncalves y Mates Ferreira Feitosa, también de nacionalidad brasileña.

Todas estas personas se encontraban en el interior de una vivienda de dos plantas que se encuentra situada entre las calles Guavirami y Padre Hugo Irala Troche de la capital del departamento de Amambay, que fue allanada a las 05:30.

En el interior del domicilio se hallaron dos fusiles de asalto tipo M4, un fusil tipo Ak-47, una escopeta de la marca Chamber, cuatro pistolas Canik de procedencia Turca, una pistola Taurus PT 809, una pistola marca Glock 17, así como varios cargadores para armas largas y cortas, con sus respectivas municiones, sin haber sido percutidas.

También se incautaron cuatro chalecos antibala, dos camionetas y una motocicleta.

Por otra parte, también se encontraron dos bolsas de arpillera que fueron verificadas y en cuyo interior se hallaron 52 panes de marihuana prensada, los cuales tendrían alrededor de un kilo cada uno.

Habría más armas de guerra

De acuerdo con fuentes del submundo del tráfico de drogas en esta frontera, todavía quedaría gran cantidad de armas de fuego de grueso calibre en manos de más de cien hombres del PCC, quienes tan solo estarían esperando órdenes de los jefes para iniciar una serie de ajustes de cuentas en el departamento de Amambay.

Todo indica que apenas se dé la extradición de Jarvis Chimenes Pavão al vecino país, donde tiene que enfrentar una causa por tráfico de sustancias estupefacientes, esta frontera podría convertirse en un verdadero campo de guerra en el cual las bandas rivales del trafico de drogas se batirán por el dominio del disputado corredor de la cocaína proveniente de países como Colombia, Perú y Bolivia.

COMENTARIOS