Suba del petróleo torna inminente un reajuste en el precio de combustibles

45
Inevitable. Hay una fuerte tendencia hacia el aumento del precio de los combustibles.

El Gobierno y Petropar analizarán esta mañana los números relacionados con costos del gasoil común y la nafta económica, que son las reguladas. En el sector privado también hay tendencia hacia la suba.

Lo que primeramente se venía comentando tímidamente a fines del 2017, desde ayer cobró fuerza y ya está en boca de todos: La cotización internacional del petróleo y sus derivados llegó a un nivel de presión insostenible y, por ende, se torna inminente una suba en el precio del gasoíl y de las naftas.

Esto es lo que se desprende de consultas realizadas y también de las expresiones del ministro de Industria y Comercio, Gustavo Leite, y del presidente de Petropar, Eddie Jara Rojas.Si bien a nivel internacional hay una estimación de que el precio del barril del petróleo se estabilizará en un promedio de 60 dólares, la suba de costos ya se arrastra desde el año pasado y a nivel local, aparentemente, ya no habría posibilidad de mantener los precios.

Jara Rojas dijo ayer a ÚH que están haciendo los análisis de costos y precios. Señaló que hoy tendrán una reunión para evaluar el tema y luego estarían en condiciones de tener una posición oficial.

“Estamos haciendo los análisis de costos y precios ahora. Mañana tengo una reunión y después tendremos una posición oficial”, subrayó.

Respecto a que en el sector privado consideran insostenible seguir con los precios actuales, indicó que es muy probable, “pero debemos hacer bien los números como para modificar solo lo que corresponda y no perjudicar a los consumidores finales, en eso estamos ahora”.

Por su parte, Leite dijo que revisarán los costos de Petropar que son los que tienen al alcance como referencia para ver las alternativas y tomar la decisión.

“Vamos a revisar los costos de Petropar, que son los únicos que tenemos alcance y en base a ellos estudiar las alternativas”, enfatizó.

GASOIL. Por otra parte, la posible suba centra la atención en torno al gasoil Tipo III o común, que es el combustible de mayor consumo a nivel nacional y de directo impacto en la economía nacional.

Este gasoil y la nafta económica de 85 octanos son los únicos que tienen precios regulados por el Estado. Actualmente, el diésel tipo III se vende a G. 4.190 el litro en las estaciones de Petropar y al precio tope de 4.290 en algunas estaciones de emblemas privados.

Si bien Jara Rojas no dio indicios del porcentaje de suba, aun cuando sea el menor posible, se trasladaría inmediatamente a los precios de productos y no se descarta el inmediato reclamo de transportistas para el reajuste del costo de pasajes.

En cuanto a las naftas súper y el diésel prémium que no están regulados, los emblemas privados también estarían ajustando sus precios, aunque actualmente compiten en precios. Aún no dieron estimaciones de posibles porcentajes de incrementos.

COMENTARIOS