Vuelo en globo aerostático para motivar a los niños

82

Este miércoles 4 de julio estará en San Bernardino, Paraguay, un piloto neozelandés que viaja por el mundo para alentar a los niños del mundo a que cumplan sus sueños. Esta iniciativa es promovida por la Unicef y busca llegar a 100 países para este año.

El proyecto Flying High For Kids World Balloon Project(Volando alto por los niños del mundo) llegará a Paraguay este miércoles 4 de julio en el Club Yvytu, de San Bernardino, a las 07:00. La iniciativa trata acerca del viaje de un piloto neozelandés llamado Andrew Parker, quien se atreve a vivir su sueño, visitando varios países del mundo para volar en globo aerostático.

La iniciativa es promovida El Fondo de las Naciones Unidas para la infancia (Unicef) con el objetivo de fomentar el debate sobre los derechos de los niños en todo el mundo, involucrar a los niños en el intercambio cultural y la comprensión a través del intercambio internacional de tarjetas postales.

Además de brindar alegría a los niños, especialmente a quienes no han tenido la oportunidad de ver volar un globo aerostático. Lo esencial es motivar a los niños a que vayan detrás de sus sueños sin importar cuál es su país de origen.

El vuelo simbólico a realizarse el miércoles en San Bernardino dependerá de las condiciones climáticas y luego el piloto Parker dará una charla a los niños sobre alcanzar grandes sueños.

El proyecto se lanzó en 2013 y la meta es llegar a las comunidades en más de 100 países para este 2018. El piloto estuvo en Bolivia, luego pasará por el Chaco Argentino para posteriormente llegar a nuestro país. Se quedaría en Paraguay hasta el sábado.

Según la web que habla del proyecto, Parker “estaba interesado en los globos aerostáticos desde que tenía seis años. Se unió a su club local Hot Air Balloon Club cuando tenía 13 y comenzó a volar cuando tenía 16 años. Logró su licencia de piloto de globo comercial a la edad de 19 años mientras vivía en Australia. Luego viajó a Europa para volar, antes de comprar un negocio de globos propios justo después de cumplir 20 años”.

Durante los siguientes seis años, pasó un tiempo entre Nueva Zelanda y Europa. Luego vendió el negocio para perseguir desafíos más grandes y pasó los últimos años volando e investigando negocios con globos en Rusia, Brasil, Francia y Turquía. Andrew ha visitado 38 países hasta ahora y ha vivido en Europa, Australia, Brasil, Rusia y Turquía por períodos de tiempo variables”, reza la página.

Fuente: ABC Color

COMENTARIOS