Adolescente víctima de abuso tuvo gemelos y no recibe asistencia

167

La Fiscalía investiga un caso de abuso a una adolescente de 14 años que dio a luz a gemelos en el Departamento de Caaguazú. El Ministerio Público cuestiona que el Juzgado y Defensoría de la Niñez no la asisten.

El caso está a cargo de la fiscala Norma Salinas, quien comentó que recibió la denuncia el pasado 10 de enero por parte de dos tías paternas de la adolescente de 14 años, quienes le manifestaron que la menor habría sido abusada por su padrastro.

Según las investigaciones, la menor vivía en la ciudad de San Pedro, pero luego se trasladó a Caaguazú, donde reside con su abuela y otros familiares. Allí dio a luz a gemelos.

La representante del Ministerio Público explicó a Monumental 1080 AM que se constituyó en la vivienda para verificar la situación apenas recibió la denuncia e inmediatamente pidió la intervención del Juzgado de la Niñez y la Defensoría de la Niñez.

No obstante, en febrero pasado se reiteró el pedido de asistencia a la Fiscalía a través del sistema fono ayuda del Ministerio de la Niñez y la Adolescencia (Minna), ya que el embarazo estaba en estado avanzado.

A partir de la inacción del Juzgado y la Defensoría, Salinas volvió a intervenir en el caso.

En el marco de la investigación, mencionó que aún no se pudo determinar si el padrastro fue el autor del hecho, ya que la adolescente tuvo a los pequeños hace unos días y se aguarda la orden de análisis de ADN por parte del Juzgado.

“Nosotros fuimos hasta la casa y nos recibió la mamá de la joven de una forma muy agresiva. Yo intenté hablar con ella, suavizar la relación, pero en todo momento le culpaba a las tías de que se haya tomado conocimiento público del caso”, mencionó.

 

La fiscala señaló que imputó a la madre de la menor por violación del deber del cuidado y adelantó que se aguardan elementos, entre ellos la prueba de ADN, para poder procesar al padrastro, quien se encuentra con paradero desconocido.

Por otra parte, la Fiscalía tomó declaración a la adolescente, quien manifestó que tenía un novio en San Pedro; sin embargo no brindó detalles sobre la identidad. La misma negó que haya sido víctima de abuso por parte de la pareja de su madre.

El Ministerio Público intentó asistir a la menor; pero la fiscala comentó que no pudieron sacar a la joven de la vivienda por “cuestiones religiosas”.

“Yo quise traerla al hospital, queríamos que se haga una evaluación, pero su familia no permitió por la religión muy cerrada que profesan, que se llama pentecostal”, reveló.

La investigadora detalló que la familia también se encuentra en condiciones socioeconómicas paupérrimas e, incluso, está compuesta por 11 niños menores más. Relató que, cuando consultaron a la abuela de qué se alimentaban, ella contestó que solo comían frutas de los árboles.

“La familia habla de que el padre de los gemelos es un tal Jesús, pero ellos lo relacionan con la religión”, mencionó.

Finalmente, dijo que el Juzgado y la Defensoría son las instituciones que tienen la potestad de asistir la madre adolescente; sin embargo, ninguna realizó acción alguna. El caso también está a cargo de la jueza de la Niñez Jorgelina Centurión.

El nombre de la menor y su madre se omiten en cumplimiento del artículo 29 del Código de la Niñez, que prohíbe la publicación de datos que posibiliten identificar a los menores de edad en condición de víctima.

COMENTARIOS