Tembiaporã recibe inyección económica de más de G. 440 millones con Tekoporã

91

El Ministerio de Desarrollo Social (MDS) realizó este miércoles el pago de subsidios a 648 familias que integran el Programa Tekoporã, en un acto desarrollado en el tinglado municipal de Tembiaporã, departamento  de Caaguazú.

El ministro de Desarrollo Social, Mario Varela, destacó la importancia de las transferencias monetarias con corresponsabilidad para las familias en situación de pobreza y vulnerabilidad, ya que los ayuda a mejorar su condición y calidad de vida.
Igualmente resaltó la facilidad que tienen actualmente las familias a la hora de cobrar, a través del cajero móvil de la Dirección Nacional de Correos del Paraguay (Dinacopa), teniendo en cuenta que ya no tendrán la necesidad de viajar a otras ciudades para retirar su dinero, lo cual implica un gasto más.
Dijo que la instrucción del presidente Mario Abdo es facilitar los servicios que presta el MDS a las familias vulnerables.

Instó a los participantes a cuidar el programa, a utilizar bien el subsidio que reciben, que los hijos se alimenten bien y acudan a  escuelas y colegios.
Tenonderã
También en la oportunidad se entregó capital semilla a 32 familias para arrancar con sus emprendimientos productivos, a través del programa Tenonderã.
La asistencia financiera contempla un capital no reembolsable de Gs. 3.000.000, que permitirán a los participantes iniciar sus respectivos emprendimientos, lo cual cuenta con un acompañamiento en las diferentes etapas de implementación.
Los nuevos participantes recibieron los recursos para poner en marcha su plan de negocio, el cual fue consensuado con los gestores empresariales del Programa, quienes son los que se encargan de que las familias logren los objetivos que se trazaron en su Plan de Vida.
Tenonderã es un programa de Apoyo a la Promoción e Inclusión Socioeconómica, plantea una estrategia para el aumento de activos, principalmente productivos, que contribuyan a la promoción social de familias en situación de pobreza y vulnerabilidad y al egreso sostenible de las familias participantes del Programa Tekoporã.

COMENTARIOS