¿Las personas con hipotiroidismo necesitan una dieta especial? ¿Qué no deberían comer?

122
Foto: ilustrativa.

Es importante conocer los síntomas, las causas y problemas que conlleva el hipotiroidismo y la importancia de una alimentación saludable en la vida de quienes lo padecen.

Escuchamos hablar de ciertos padecimientos, pero no los conocemos muy bien. Es el caso del hipotiroidismo, que es más común de lo que se piensa, pero puede ser un problema menor si se sigue la dieta adecuada.

Lo más importante es acudir con un médico que realice el diagnóstico adecuado y recete el tratamiento y el tipo de alimentación acorde a cada situación. Sin embargo, instituciones de salud que han investigado al respecto, dan una idea de que sí y que no debe ingerir una persona con hipotiroidismo.

Qué es el hipertiroidismo

El National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases (NIDDK) explica que una persona presenta hipertiroidismo, también conocido como tiroides hiperactiva, cuando la glándula tiroides produce más hormonas tiroideas de las que el organismo necesita.

Recordemos que la tiroides es una glándula pequeña con forma de mariposa en la parte frontal del cuello y que las hormonas tiroideas controlan la manera en que el organismo usa la energía, por lo que afectan a casi todos los órganos, incluso en como late el corazón.

El hipertiroidismo es un padecimiento común, la NIDDK señala que aproximadamente 1 de cada 100 personas en los EE.UU. lo presenta. También destaca que es más común en las mujeres y las personas mayores de 60 años.

Otros factores de riesgo son: antecedentes familiares de enfermedad de la tiroides, problemas como anemia perniciosa, deficiencia de vitamina B12, diabetes y una alimentación alta en yodo.

Si no se trata, el hipertiroidismo puede causar problemas de salud graves, como: latido irregular del corazón (que puede causar coágulos de sangre), accidentes cerebrovasculares, insuficiencia cardíaca y otros problemas relacionados con el corazón; una enfermedad ocular conocida como oftalmopatía; debilitamiento de los huesos; problemas musculares; y complicaciones de fertilidad.

¿Cuáles son los síntomas del hipertiroidismo?

Si bien de acuerdo con la NIDDK los síntomas del hipertiroidismo pueden variar de una persona a otra, pero por lo general se manifiesta a través de:

– Adelgazamiento a pesar de un aumento del apetito.

– Latidos del corazón rápidos o irregulares.

– Nerviosismo, irritabilidad, dificultad para dormir, fatiga.

– Manos temblorosas y debilidad muscular.

– Sudoración o dificultad para tolerar el calor.

– Un abultamiento en el cuello, conocido como bocio.

– También señaló que en los adultos mayores, el hipertiroidismo se confunde a veces con la depresión por presentar inapetencia o aislarse de los demás.

¿Qué sí y qué no debe comer una persona con hipotiroidismo?

Dado que la tiroides usa yodo para producir la hormona tiroidea, el consumo de este mineral puede afectar la cantidad de hormona que produce la tiroides.

La NIDDK advierte que algunos jarabes y medicamentos para la tos, incluidos algunos medicamentos para el corazón, podrían contener mucho yodo. Lo mismo sucede en el caso de suplementos a base de algas.

Pero en términos de alimentos, el Hospital Clínic de Barcelona señala que es necesario limitar los nutrientes que ayudan a producir la hormona tiroidea y optar por aquellos antioxidantes que ayudan a regenerar células sanas.
La recomendación es seguir una dieta rica en Selenio, un micromineral con gran actividad antioxidante a nivel celular que ayuda a eliminar los radicales libres de oxígeno generados durante la producción hormonal.

El selenio se encuentra en las carnes rojaspescadohortalizaspiñoneshuevoschampiñones, y trigo, entre otros alimentos. También se recomienda el consumo de alimentos ricos en Zinc, presente en leguminosas como el porotos, habas, lentejas y garbanzos.

Por el lado contrario, debe evitarse el yodo que está presente en la sal, granos, cereales, algunos tipos de pan, mariscos, pollo, leche y derivados lácteos. Tampoco es recomendable comer soya y sus derivados, col, berro, brócoli, coliflor, nabo, rábano, mostaza, té verde en altas dosis, cacahuates, fresas y duraznos. Aunque los especialistas del hospital aclaran que la restricción debe ser parcial y nunca completa.

Fuente: La Nación/Argentina

··¿Ya nos seguís en las redes? Mirá todo lo que tenemos para VOS Facebook l Twitter l Instagram l Tik Tok

COMENTARIOS